SANTIDAD Y OBEDIENCIA SERVICIO COM PDA

Jonás 1:1-17
Dios tiene un propósito con cada uno de sus hijos.
En este caso había un propósito con Jonás, con los marineros que lo acompañaban y con la ciudad de Nínive.
Ante Los ojos de Dios esté pueblo estaba a las puertas de la condenación, Dios tuvo misericordia de este pueblo y utilizo a Jonás para llevarles un mensaje poderoso, que los llevo a evaluar su comportamiento y entender que estaban lejos de ser agradables a Dios.
La santidad estaba lejos de ser practicada por sus habitantes.
Recordemos que la santidad no es sólo de pensamientos, también de palabras y obras.
Este pueblo se arrepintió. Los Marineros que acompañaban a Jonás se arrepintieron, y reconocieron como único Dios al Dios de Israel.
A través de esa experiencia Dios también transformó al profeta Jonás y lo llevo a un nuevo nivel.
El señor permite que pasen cosas en nuestra vida buenas o malas para moldearnos y que su propósito se cumpla. Todos nacemos con un propósito.
Debemos ser obedientes a lo que Dios nos dice, apercibidos para escuchar su voz, para cumplir lo que el quiere que hagamos. Dios nos usa para que seamos testimonio de lo que el puede hacer.

Leoncitos COM

Deja un comentario